solidaridad en la altura

Ajedrez, mucho más que un juego

La Asociación Catamarca Ajedrez en una misión solidaria a más de 3 mil metros de altura.
lunes, 12 de junio de 2017 · 02:35:00 p.m.

La Asociación Catamarca Ajedrez lleva los tableros y las piezas por toda la provincia y, al mismo tiempo, organiza campañas solidarias para dar una mano en las zonas más inhóspitas.

 

 

 

La Asociación Catamarca Ajedrez está cambiando la idea de este deporte y de a poco pinta los tableros con solidaridad. Desde hace unos meses trabaja no solo para hacer conocer este deporte y organizar torneos sino también para organizar cruzadas solidarias y llevar elementos de primera necesidad, en aquellos lugares de difícil acceso. Uno de sus grandes propósitos es llevar bicicletas a los niños y niñas de estas localidades tan alejadas.

Vicente Alejandro Erazo es el presidente de esta Asociación y junto con Lino Eduardo Quesada, uno de los socios y de los mejores ajedrecistas, trabajan para que chicos y grandes aprendan a jugar al ajedrez y, al mismo tiempo, para dar una mano a aquellas comunidades donde la vida a veces se torna un poco dura.

En una charla con RE, contaron que la Asociación comenzó a formarse el 3 de noviembre del año pasado, en principio, con la idea de dar a conocer el juego y tener, en un año, un grupo de 100 chicos que participen en torneos. Actualmente, la Asociación tiene cerca de 20 asociados, todos mayores de edad. En cuanto a proyectos, está la iniciativa de aprobar una ordenanza municipal en la Capital, a efectos de que se enseñe ajedrez en las escuelas del Sistema Educativo Municipal.

"Nos reunimos con el concejal Juan Cruz Miranda que se comprometió en aprobar una ordenanza para que el ajedrez sea una materia más de la currícula dentro de las escuelas municipales de la Capital”, comentaron. Además, advirtieron que el ajedrez estaba casi en extinción, con torneos de 20 personas. "Con la incorporación de los chicos, tenemos entre 40 y 50 que participan en torneos. Estos chicos tienen de cinco a 18 años. No puedo creer cómo juegan los chicos de cinco años; les ganan a los más grandes. A veces, uno los subestima. Una madre nos dice que cuando el padre llega de trabajar, su hijo lo espera con el tablero bajo el brazo; espera a su padre para jugar. Ese es otro tema: no somos muchos los que jugamos y a veces no tenemos con quién jugar una partida. Hay que hacer un gran trabajo para que sea un juego masivo”, estimaron.

En cuanto a las virtudes del ajedrez, indicaron que este juego tiene muchos beneficios. Según contaron, el ajedrez está incorporado en la Comunidad Europea como una ayuda pedagógica, al igual que en países americanos como Cuba, Estados Unidos y Canadá. En Rusia es una materia obligatoria, remarcaron.

"En el niño, aumenta la memoria y la capacidad de concentración. Le permite desarrollar estrategias y tácticas, entre otras cuestiones, que ayuda al niño en la escuela. Una de las materias más difícil para los chicos, en la escuela, es Matemáticas. En esta materia se usa la lógica y el ajedrez es lógica pura. Para jugar ajedrez hay que calcular las jugadas y empezar a usar la lógica. No hay azar en el ajedrez, excepto en jugadores de menor rango. Todo es exacto. Después, favorece en las Matemáticas. Viajamos por gran parte de la provincia y en la mayoría de las escuelas, las profesoras de Matemáticas enseñan ajedrez. Luego, los chicos tienen un mayor rendimiento en su materia”, contaron.

Sobre competencias en la Capital, la Asociación ya tiene tres fechas en el calendario anual. Para difundir el juego, los ajedrecistas salen a las plazas y a todos los eventos posibles para llevar la noticia.


Un sueño

"El camino del ajedrez nos trajo muchas satisfacciones”, expresaron emocionados don Lino y don Erazo. Aún así, entre tantos proyectos nobles, tienen un sueño que les gustaría cumplir a fin de año, en lo posible. "Alguna vez, se realizó alguna actividad en la Plaza del Ajedrez –ubicado en la zona sur de la Capital-. Se habló en alguna oportunidad de organizar un ajedrez viviente porque para ese fin es este espacio. Así podemos vestir a los chicos de rey, de reina y de todas las figuras. Nos gustaría hacer un ajedrez viviente antes de fin de año. Los chicos solos se van moviendo. Un jugador va diciendo las jugadas y los chicos tienen que moverse”, explicaron.
 

La ilusión de la bici
 

A modo de plus, como una media sorpresa más, la Asociación no solo lleva el juego. Al mismo tiempo, lleva ayuda material y, para los chicos la idea es hacerles realidad el sueño de andar en bici. Para ello, los ajedrecistas se propusieron recibir las bicicletas que la comunidad quiera donar; en algunos casos, echan mano a la habilidad mecánica para ponerlas en buen estado. Este gesto suma más emoción a la campaña porque además de tomarse el tiempo de organizar una cruzada solidaria, utilizan más tiempo para arreglar las bicis y dejarlas como nuevas para los chicos.
 


"Tenemos el objetivo de llevar bicicletas. Para nosotros, es un elemento caro pero para un niño es algo de lo que no se va olvidar en su vida. De niños, todos soñábamos con una bicicleta. Las vamos a recibir como estén y realizaremos el trabajo que se tenga que hacer para llevarlas y donarlas. La idea es llevar las bicicletas a lugares donde la gente sea muy humilde, como en Laguna Blanca, donde no hay muchas posibilidades para comprar una bicicleta”, contaron.

En ese marco de solidaridad, la Asociación tiene un proyecto integral para toda la provincia y, así, llegar a todos lados, como Laguna Blanca, a más de 460 kilómetros de la Capital, donde los ajedrecistas estuvieron hace unas semanas. "También viajamos a San María y tenemos en proyecto viajar a Belén, Pomán, Andalgalá y a todos los lugares donde haya una manifestación de ajedrez. Para fin de año, queremos reunir a los campeones de esas zonas y hacer un gran torneo en la Capital para sacar al campeón catamarqueño. Gracias a Lino, quien puso su colectivo. Por él, tenemos independencia para movernos y de carga. Cuando dijimos que íbamos a Laguna Blanca también comentamos que necesitábamos donaciones. Es impresionante cómo la gente se hizo eco. Llevamos 300 kilos de ropa, cuatro camas, dos colchones, televisor, tres bicicletas, libros, más de 20 guardapolvos nuevos. Todo lo donado se llevó y se entregó. Además de llevar el juego, llevamos donaciones”, recordó don Erazo.

En agenda, la Asociación tiene previsto viajar a Pomán, a finales de junio, y volver a Laguna Blanca, más adelante, en septiembre. "Cuando viajamos, llevamos médico y obstetra. Dentro del grupo, fue Micaela Salvador, quien es obstetra, y revisó gratuitamente a las mujeres. Una de las mujeres embarazadas la eligió como madrina de su bebé. Ella está muy emocionada", comentó.

CONTACTO

La gente que quiera contactarse puede comunicarse a los teléfonos 3834564018 o 4454508. Tenemos una fan page en Facebook, Catamarca Ajedrez.
 


 Textos: Basi Velázquez


Fotos: Gentileza Asociación Catamarca Ajedrez


Otras Noticias